¿Cómo será la logística en el futuro?

  • ¿Cómo será la logística en el futuro?

    La evolución constante de los modelos de negocio trae nuevos desafíos para la logística. Es un círculo virtuoso. Por un lado, se le pide más a la logística pero, por el otro, ésta puede ofrecer servicios que nos llevan a idear nuevos negocios. ¿Querés saber a dónde llevará este círculo y cómo será la logística en el futuro? Acá te lo contamos.

    ¿Cuáles son los retos de la logística del futuro?

    Hoy por hoy, ya podemos vislumbrar algunos retos para pensar qué le espera a la logística en el futuro. Aparecieron cuestiones como la logística colaborativa, el crecimiento de los e-commerce, los cambios en el consumo y en el medio ambiente. También podemos mencionar la optimización en el trazado de los recorridos, en las mejoras en vehículos y rutas.

    En esta nota veremos cómo estos cambios, que ya están sucediendo, se van a sumar a nuevas tecnologías. Pensemos en el tracking en tiempo real, los vehículos autonómicosdrones, la impresión 3D, los avances de Internet, la big data y la inteligencia artificial. Adaptarse a sus ventajas será también un desafío para la logística.

    La logística colaborativa

    A la hora de bajar costos y optimizar tiempos, la colaboración entre las distintas partes se vuelve clave. Sobre todo hoy, que la profesionalización de todos los oficios se ha vuelto total. Por eso es importante tercerizar también la logística y distribución de tus productos. Justamente en eso consiste la logística colaborativa.

    Adaptarse a las necesidades del e-commerce

    La digitalización de los comercios que comenzó en la segunda mitad de la década de 1990, trajo múltiples desafíos para la logística. Las plataformas de venta online (e-commerce), que hoy son casi la norma, reestructuraron todo el sector. Entonces se volvió necesario hacer un mejor seguimiento de los productos: tener datos certeros del stock en tiempo real.

    Quizás la respuesta más importante haya sido la centralización del almacenamiento del stock y de la flota. De este modo, no hay necesidad de que los transportes vayan al depósito: ahora los transportes salen del depósito. Así, las necesidades del e-commerce implicaron una optimización de tiempos.

    la logística en el futuro

     

    Nuevas exigencias del consumidor

    La propagación de los e-commerce trajo nuevas exigencias del consumidor. Entre ellas, una interfaz simple para comprar, en la que no tengan que ocuparse del envío. Además, en una sociedad cada vez más rápida, la velocidad en la entrega se volvió central. Es esta una de las razones centrales por las que la gente compra en Internet. Sin dudas, esto no deja afuera un protección total del producto comprado.

    Cuidado del medioambiente o sostenibilidad

    Los recursos del planeta no son infinitos, por lo que la logística en el futuro deberá ser consciente de eso. Ya vemos que los transportes están empezando ese cambio tan anticipado: dejar el petróleo atrás. La tecnología eléctrica para motores empieza a verse cada vez más de manera autónoma, o híbrida (es decir petróleo más electricidad). Además las camionetas eléctricas comienzan a tomar protagonismo en este campo.

    También están apareciendo nuevos combustibles. Quizás la alternativa que puja más fuerte sea la del biodiésel: un combustible a base de vegetales.

    Flotas y rutas más inteligentes

    Con el auge del smartphone, los sistemas de navegación y de trazado de mapas se refinaron. Hoy asistimos a sistemas cada vez más inteligentes de trazado optimizado para realizar múltiples entregas en un sólo viaje. No sólo los envíos cercanos entre sí se vuelven más veloces, además se utiliza menos combustible. Esto implicará una baja de costos y una reducción del impacto en el medioambiente.

    Las flotas también se modernizan, pudiendo recorrer mayores distancias con extrema comodidad para los conductores. O pudiendo llegar a lugares de difícil acceso. No hay que olvidar tampoco la revolución que significó en el siglo pasado el cross docking, que parece que no va a parar de desarrollarse.

    Cliente como centro

    Las nuevas tecnologías nos ayudan a focalizarnos en la experiencia del usuario. El “User Design”UX (por “User Experience”), permite refinar nuestras plataformas para dirigir al cliente hacia las compras de manera eficiente. De este modo, se aceleran ventas y se gana la fidelidad del consumidor. Esto implicará además que sea propenso a recomendarnos con otros potenciales clientes.

    ¿Cómo la tecnología cambiará la logística en el futuro?

    Ya vimos cómo tecnologías actuales están trazando su propio camino hacia el futuro. Ahora analicemos cómo nuevas tecnologías, todavía con poco desarrollo o estabilidad, pueden llegar a cambiar la logística en el futuro.

    Tiempo real

    Hoy las localizaciones en tiempo real de los envíos se vuelven una norma. En el futuro, se vislumbra que tendremos una mayor precisión acerca de las mercaderías. Si llegase a haber algún error en el envío, sabremos de todos modos dónde está el producto, y no sólo dónde está el transportista.

    Vehículos autonómicos

    Los vehículos autonómicos (es decir, que no requieren de un conductor) podrían traernos mejoras en la logística del futuro. Hay que pensar que disminuirán los errores, por lo que es esperable una reducción en el tiempo de entrega. Esto implica menores gastos en combustible. Además, se espera que ayude a reducir el cansancio de los choferes y el riesgo que implica.

    Drones

    La famosa empresa estadounidense Amazon ya estaría desarrollando el envío por medio de drones. Estos pequeños dispositivos voladores saldrían de la central de envíos y llegarían a la puerta del domicilio. De este modo, se evitarán problemas de tránsito, acelerando sustancialmente los tiempos de entrega.

    drones: la logística en el futuro

    Impresión 3D

    La demanda de productos personalizados crece entre los consumidores. Por eso el desarrollo de impresoras 3D acerca el lugar de producción al cliente. La logística en el futuro deberá ver cómo competir con esta nueva producción, y cómo adaptará esta tecnología a sus objetivos.

    Internet de las cosas

    Este concepto refiere a la conexión no tanto entre las personas, sino entre los objetos. De este modo, vehículos, almacenamiento y bultos estarán en constante conexión, lo que permitirá nuevas optimizaciones y sistemas.

    Big Data o la gestión de datos masivos

    Una empresa de logística consta de varias partes, por lo tanto genera muchos datos. Algunos de estos son: datos de la flota vía GPS, procesos de mercancías vía RFID, patrones de consumo, alertas de colaboradores, datos meteorológicos, entre otros. La gestión de esta información para una empresa más eficiente ya es clave, y seguirá sin dudas refinándose en el futuro.

    Inteligencia artificial

    La inteligencia artificial potenciará a los depósitos automáticos. Así, la robótica aplicada al depósito y software de gestión, podrán llevar a cabo transporte y colocación de productos de manera autónoma.

    Del presente hacia la logística en el futuro

    Hay que tener en la mira todas estas tecnologías para avanzar hacia el futuro con paso firme. Con casi 30 años en el mercado, Tradelog se renueva constantemente para seguir vigente como empresa líder en Argentina. Si te interesa saber cómo será la logística en el futuro, no dudes en contactarnos. Somos los indicados para ayudarte.

    Drones para la robótica en logística
  • Volver a Blog